lunes, 12 de septiembre de 2016

Volviéndonos locos con Macbeth



Esta película no pude verla en el cine porque no la estrenaban en casi ninguna sala. Así que no me ha quedado más remedio que verla en mi casa, sentada en mi sillón y con mi pequeña barra de sonido. Así que allá vamos con mi impresión de esta obra de Shakespeare llevada a la gran pantalla.

"Macbeth" está dirigida por Justin Kurzel e interpretada por Michael Fassbender, Marion Cotillard, Paddy Considine, Sean Harris, entre muchos otros. Nos cuenta la historia de un guerrero que vuelve de la guerra y trata de reconstruir su hogar sin demasiado éxito. Las tragedias se suceden en esta nueva adaptación.




La película es excelente y eso no se puede negar. Pero pensé que me gustaría mucho más y se ha sostenido sobre todo por las interpretaciones. Quizá soy yo que no entiendo demasiado la obra o quizá haya sido el lenguaje utilizado (que aunque era el adecuado) puede cansar en algunos tramos.

El guión creo que lo conocemos todos y que sabemos perfectamente de qué trata. Pero en esta ocasión nos han sorprendido. La manera de contarlo, hacerlo más cercano con un protagonista con síndrome post-traumático hace que todo sea más real y vívido para nosotros.

Por otro lado, la obra de Shakespeare siempre será un clásico para la literatura inglesa y por ende también para la nuestra. Sí, se nos pega todo menos lo bueno o eso se suele decir. Pero los guionistas han sabido bien cómo enfocarlo y desarrollarlo. Quizá habría suavizado el lenguaje.



¡La fotografía es impresionante! La multitud de colores, esos tonos oscuros que nos han presentado y que visten muy bien el argumento de la obra. Pero también la ambientación del guión y los pocos efectos especiales que pueda tener la película.

La música podría decirse que brilla más por su ausencia. No he notado una melodía destacable, de esas que quisiera escuchar una y otra vez. No siempre se puede tener imagen y sonido en una misma película. Pero lo que destaca sin duda son las interpretaciones.



Michael Fassbender vuelve a sorprendernos con una interpretación magistral y que le sitúa como uno de los mejores actores del momento. Su forma de meterse en Macbeth solo para hacernos dudar, sufrir, reír o enloquecer es única. No podría haber pensado en un mejor intérprete para ello.

Marion Cotillard es otra grandísima actriz a la que reconozco que no he seguido demasiado la pista. Pero en esta película me ha demostrado que sabe cómo meterse en el papel y hacernos sentir desde el primer minuto. Cómo alentarnos, desconcertarnos y desesperarnos con cada paso o palabra.

Esta versión de "Macbeth" es espectacular gráficamente y también en sus interpretaciones. Quizá le falta un poco de agilidad, una forma más apta para enganchar al espectador y que le haga llegar hasta el final sin tener que soltar algún bostezo ocasional. Aún así, para los amantes de la obra solo puedo decir que no debéis dejar de verla.


VALORACIÓN DEL RINCÓN DESASTRE


No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...